LA CONVIVENCIA ES LA CLAVE

Es indudable que Cataluña lleva años inmersa en la desestabilización política, social y económica. El independentismo ha ido acorralando a la sociedad catalana, y llevándola hacia un precipicio que solo ha generado fractura y frustración.

Las leyes de Desconexión, la votación del 1 de octubre, la Declaración unilateral de Independencia, …, no han hecho otra cosa que bloquear el desarrollo y el crecimiento de una Comunidad que debe volver a ser un referente en España.

Desde Madrid, somos muchos los que hemos asistido con tristeza a la evolución de este conflicto que solo ha causado dolor y desencuentro, entre los propios catalanes, pero también con otras comunidades autónomas. Y también somos muchos los que creemos que hay que intentar poner fin a esta situación, dentro del marco de la Constitución Española, del entendimiento, del diálogo y de la concepción, que recoge nuestra Carta Magna, de la España plural que durante años hemos ido construyendo entre todos. Somos muchos los que una vez más queremos dar una oportunidad a la política, al diálogo, al encuentro, en definitiva, a la concordia.

Porque el inmovilismo, el estancamiento, nunca ha solucionado problemas; todo lo contrario, los suele pudrir y expandir. Así lo hemos visto durante los años de los Gobiernos del Partido Popular con respecto a Cataluña. Los conflictos y la confrontación no desaparecieron mirando hacia otro lado y sin hacer política.

El Gobierno del Presidente Pedro Sánchez, tiene ahora la oportunidad de escribir una página en la historia de España que apueste por la convivencia y la superación de estos enfrentamientos. Y esa oportunidad pasa por una figura perfectamente legítima y constitucional, como son los indultos. Es el Consejo de Ministros quien debe tomar esa decisión, decisión que puede ser seguir haciendo más de lo mismo, o actuar de forma valiente y decidida a favor del diálogo y de la concordia.

La tradición de mi partido, el PSOE, ha sido, siempre, la de hacer política pensando en lo mejor para España. Así lo hemos demostrado a lo largo de estos 142 años de existencia, y específicamente en los años de la Democracia actual. Impulsando la Constitución Española, la entrada en la Unión Europea, o el final de la banda terrorista ETA. Con luces largas, con dudas, pero decididos a servir a nuestro país, en la concepción de la España plural, moderna y dinámica en la que trabajamos día a día desde todas las instituciones en las que estamos presentes.

Estoy segura de que al Gobierno de España, y a su Presidente, no le temblará la mano en tomar las decisiones políticas respecto a los indultos de los presos independentistas catalanes. Y lo hará pensando en la resolución de un conflicto largo y dañino, y lo hará pensando en dar una esperanza a Cataluña para superar una década perdida, y lo hará pensando en la necesidad de tantos ciudadanos de fuera de Cataluña que queremos convivencia y concordia.

Hubo un tiempo para la Justicia, y esta se pronunció, tal y como se garantiza en nuestro Estado de Derecho. Ahora hay un tiempo para la política, y el Gobierno de España tiene la oportunidad legal para pronunciarse, dejémosle trabajar por un futuro mejor para todos los españoles, dejémosle trabajar para un nuevo tiempo en Cataluña.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s